Novedades
Clases de Hogwarts
Oclumencia [Inscripciones] Vuelo [Abierta]Vuelo [Inscripciones] Astronomía [Abierta]Pociones II [Inscripciones] Clase [Estado]Astronomía [Inscripciones] Clase [Estado]Clase [Estado] Clase [Estado]Clase [Estado] Clase [Estado]
Censo del Foro
09
06
10
10
01
13
00
29
20
Novedades
21/01
Apertura del Foro! Hay Personajes Canon disponibles. Recuerda que puedes pedir cualquier apellido Canon de la saga.
30/01
Nueva entrega de 'El Profeta' y 'Corazón de Bruja'. Se han abierto los eventos y mini-tramas. No olvides pedir tus banderines.
28/02
Trama Global #1: 'Día de San Valentín'. Finalizada!
15/03
Awards de Marzo: Abiertos! Nuevas ediciones del Profeta y Corazón de Bruja. Nuevos Eventos Abiertos.
29/03
Mini-Trama 'Una mano a la comunidad' Finalazada, gracias por participar!.
02/04
La Mini-Trama 'De vuelta a la normalidad' continua, !ah comenzado un ataque en Hogsmeade!
Playlist
Puntos y Premios
Puntos de las Casas
Gryffindor: 20200
Hufflepuff: 6350
Ravenclaw: 21200
Slytherin: 16620
Jefes de las Casas
APELLIDO, Nombre
[Gryffindor]
APELLIDO, Nombre
[Hufflepuff]
DELACOUR, Gabrielle
[Ravenclaw]
APELLIDO, Nombre
[Slytherin]
Menciones Especiales
WEASLEY, Dominique
[PJ. Femenino]
ROVENSKY, Robin
[PJ. Masculino]
POTTER, James
[PJ. Destacado]
WEASLEY, Rose
[Mejor User]
WEASLEY, Rose
[Mejor Roler]
LONGBOTTOM, Alice
[Mas Popular]
ROVENSKY, Robin
[Mas Travieso]
MALFOY, Scorpius
[Mas Malvado]
FINNIGAN, Fiorella
[Mejor Jugador]
Guía de Usuarios
Tumblr
Facebook
Últimos temas
» Cierre del Foro
31st Mayo 2015, 7:27 am por Robin Rovensky

»  •Mini-trama: ¡Comida que no corre, vuela!
30th Mayo 2015, 7:46 am por Harlem Sonke

» El precio de la libertad [Robin]
30th Mayo 2015, 7:31 am por Robin Rovensky

» Cuidado con el ¿gato? // Brunette Moreau
16th Mayo 2015, 12:35 pm por Brunette Moreau

» Manos a la obra » Heeni A.
14th Mayo 2015, 2:07 am por Rose M. Weasley

» ciudad silenciosa, elite
13th Mayo 2015, 4:31 pm por Invitado

» Tokio University *Af. Normal*
13th Mayo 2015, 7:01 am por Invitado

» How long it's been? // Joanna Miller
12th Mayo 2015, 10:56 pm por Richard V. Malloy

» Fiendfyre | Afiliación Normal (Cambio de Botón).
11th Mayo 2015, 2:19 pm por Cunning

Hermanos
Directorios
Elite [55/55] {CERRADO} Última Limpieza 07/04

Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Invitado el 8th Febrero 2015, 10:04 pm

Mi mejor opción sin lugar a dudas hoy era visitar Honeyduke, era mi tienda favorita a pesar de que pocas eran las veces que iba pero siempre para llevarme un buen cargamento a mis espaldas, había preferido hacer todo esto con mi hermano pero estaba lo suficiente concentrado que no conseguí siquiera distraerlo aun que fuese por unos segundos. Odiaba eso de él, esa manera de darme de lado cuando se encontraba estudiando, tan solo quería pasar rato con él y tras bufar unas cuantas veces por casa mi padre acabó lanzándome al exterior para ver si con mis bufidos era capaz de descongelar el patio, incluso mi madre se había reído por el comentario. Si pensaba que haría el intento al menos la llevaba clara, me abrigué y cuando estuve a punto de salir por la puerta me detuvo mi madre para pedirme que tuviese cuidado. Tras eso desaparecí de la casa y cogí rumbo a Hogsmade.

Hacía un frío del demonio y por un momento me arrepentí de haber tenido la idea de salir a la calle, escondí lo que pude de mi cara en el cuello de la chaqueta, pude ver a lo lejos el edificio y aligeré el paso para entrar cuanto antes, seguro que se estaba de lujo dentro y a parte no podía aguantar las ganas de llenarme la boca con algún dulce. La tienda como de normal estaba abarrotada hasta el punto de que apenas se podía ver bien todo lo que había, era ese uno de los motivos por los que apenas me gustaba venir cuanto había tanto aforo ya que sin duda de la otra manera se podía tener el tiempo de sobra para elegir sin ser empujado hasta otro estante y tener que regresar de nuevo.

Me acerqué a la parte de las grageas, eran sin duda uno de mis puntos débiles, miré a los lados para asegurarme de que no había nadie a mi lado que pudiese ver el hurto, agarré las dos primeras que pude y me las lleve a la boca; se inundó con una mezcla de sabor entre miel y moco de trol, de alguna manera era repulsivo pero no es que acabase por desagradarme el sabor. Agarré esta vez más y las introduje en una bolsa sin parar a revisar cual metía y cual no pues la sorpresa me gustaba llevármela después cuando los devorase a ciegas e intentase descubrir a que sabían. ;Me giré y tropecé contra una persona lo que provocó que se cayese mi bolsa y lo que sujetaba la otra persona, me agaché enseguida para que nadie los pisase y cuando le devolví las cosas me sorprendí al ver quien era - Oh... Dominique... - comencé a sentirme nervioso, no es que tuviésemos buena relación después de la que le hice junto a su primo James, sin duda me lo tuvo en cuenta - Lo siento, ha sido tu pelo que me ha deslumbrado - dije lo primero que se me pasaba por la cabeza, realmente no había sido aquello pero no sabía bien que decir ni hacer, pocas veces me había sentido así - ¿Sigues aún molesta por la broma - no quería tener más problemas con la familia Weasley de los que ya tenía, por alguna razón no llegaba a agradarles.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Dominique C. Weasley el 8th Febrero 2015, 10:39 pm

Ir a Honeydukes era una paradoja bastante graciosa para ella. Se suponía que era una Weasley y que al ser sobrina de George Weasley no tenía necesidad de buscar dulces en una tienda ya que sus reservas estarían más que cubiertas, incluso por su familia que no estaba para nada preocupada por su nivel de azúcar, pero seguramente había sido su comportamiento retador e indiferente lo que hizo que buscaran molestarla con ese aspecto que podía ser tan minúsculo y la vez tan importante, sobre todo cuando necesitaba algo dulce en su cuerpo o se carcomía en su habitación sin poder hacer nada, la segunda fue el caso de ese día, no pensaba ir a Hogsmeade pero tuvo que considerarlo cuando abrió el baul que reposaba a los pies de su cama para darse cuenta que las pequeñas bolsas estaban vacías y seguramente no era su culpa. En su mente acusaba a Albus, estaba segura que haberle dicho su secreto no había sido buena opción, con Heeni no le molestaría y de Malfoy dudaba demasiado, su ego era muy grande para llenarlo con dulces. ¿Le quedaba de otra?, desde luego que no, la rubia tuvo que levantarse de la cama con pesar y entrar a la ducha antes de salir, agradecía que por lo menos el agua estuviera caliente.

En la soledad de su habitación Dominique pudo vestirse con calma, unos pantalones negros ajustados y una camisa de cuadros, terminó por colocarse unas calcetas altas y unas botas a juego, se cubrió con un abrigo, una bufanda y dejó su melena húmeda para que esta tomara forma en pequeñas ondas, usó un pasador y luego de bañar sus labios con un tenue bálsamo salió, estaba lista y radiante. La chica amargada del pijama de rayas se había quedado dentro de la habitación para dar paso a la semi veela que eclipsaba con su paso sin darse cuenta. Desde luego perdió su encanto cuando casi tropieza con una chica de segundo que la miró temerosa, ella solo rodó sus ojos claros, gesto que fue suficiente para dejar claro quien estaba en alto y quien se posicionaba bajo sus talones. Decidió irse sola, el grupo de chicas de cuarto de la casa de los leones la atormentaba con sus constantes chillidos y comentarios vacíos.

No tardó en llegar y no esperaba dar una vuelta como siempre hacía, terminar en la casa de los gritos o en las Tres Escobas, Dominique deseaba que ese paseo fuera rápido y llenar su pequeño bolso antes de que todos empezaran a regresar al castillo y tuviera que mezclarse en una manada de gritos y comentarios ingenuos. Al entrar a Honeydukes ya sabía que dulces iba a tomar; varitas de regaliz, ranas de chocolate, gomas y un poco de algodón para el camino, esperaba que fuera suficiente así que antes de buscar el algodón rosa tomó una tres bolsitas, Dom era ordenada aunque no lo demostrara y no le gustaba mezclar dulces, siempre se los comía por día o dependiendo de su humor. Empezó a guardar las gomas, se servía en grandes cantidades, luego pasó a las varitas y por último tomó tres ranas. Iba a buscar el algodón cuando tropezó con alguien, una persona que hizo que todo lo que había tomado cayera al suelo, maldijo por lo bajo y rodó los ojos poniendo ambas de sus manos en sus caderas; el reflejo de Molly Weasley. —¿Se puede saber que pensa….?—. Pero el rostro que vio y la respuesta que tuvo no era la esperada.

Lyssander Scamander se alzaba ante sus ojos y desde luego hacía mucho que no lo veía solo, por lo menos siempre estaba con James, su gemelo o Fred, no entendía porque se querían tanto, parecían los grupos de chicas que no pueden ir solas al tocador. —¿Disculpa?—. Si, la excusa fue muy patética y su risa sarcástica evidenció que podía haber recibido algo mejor después de tanto tiempo. —Fue hace tiempo, Lyssander, creo que aprendí a superar ciertas cosas. ¡Y yo que creía que ya lo habías olvidado!, no está mal hacerlo, creeme, no te guardo rencores—. Dominique extiende su mano y lo ve a los ojos arqueando sus cejas en un arco notable. —Mis bolsas, por favor—. No quería que algo le faltara.


No todos pueden predecir, muchos se jactan de hacerlo a la perfección pero la verdad es que nadie conoce los rumbos que tomará la vida. Un día estas aquí, otro estás allá, el tiempo puede correr a la normalidad, pero incluso en las mejores situaciones siempre va a haber un segundo, uno solo, donde la historia pueda tomar otro curso.



avatar
Dominique C. Weasley
#Slytherin
#Slytherin

Lechuzas :

142


Ingreso :

21/01/2015



Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Invitado el 9th Febrero 2015, 6:14 am

Suspiré aliviado, pocas veces me importaba mas bien poco si había molestado a alguien con mis bromas y hasta ahora seguía absolutamente igual, pero claro, las mujeres eran tan confusas que nunca sabías por donde te iban a coger y lo que más me asustaba era sufrir la ira de alguno de los Weasley, sin duda no quería meterme en líos, no al menos si tenía que ver con ellos - Vaya, me sorprende que una chica Slytherin sepa perdonar, no es común dado vuestro temperamento "amoroso" - me reí pero me di cuenta que de nuevo no había sonado tan bien como quería, vi como observaba las bolsas revisando que todo seguía tal cual, no pude evitar rodar los ojos al hacer eso ¿acaso no se fiaba de mi?, pensé y me crucé de brazos - Comprenderás que no tengo ningún interés en robarte los dulces, de momento no tengo problemas de dinero, ¿sabes? - le dije por si se había quedado con la duda, no comprendía el por que dudaba de mi.

Miré a los lados para ver si descubría la cabeza de algún Slytherin por que de normal siempre veía a Dominique rodeado de serpientes, que si, ella era una también pero no era lo mismo, quizás por que nuestros padres se conocían o también por que era familia de mis mejores amigos y eso hacía que la viese de una manera diferente - Que raro, ¿no has venido con Scorpius o alguna de tus serpientes? - seguí mirando pero si no estaban ya con ella eso significaba que estaba sola - No es que me importe mucho la verdad pero con una Slytherin conocida aquí me es suficiente - bufé mirándola de arriba a abajo, no me gustaban en absoluto los grupitos que se formaban por que por lo general siempre se juntaban los más idiotas y eran capaces de cualquier cosa por diversión, y eso lo sabía de buena mano.

Lo que más me chocaba de ella sin duda era su cabello, su madre era rubia si pero todos los Weasley debían de ser pelirrojos, su madre le contó varias historias al respecto sobre como hacían para tornar el cabello de los pequeños en pelirrojo, claro que las historias de mi madre llegaban a ser descabelladas, cuando era pequeño quizás si me lo creía pero conforme fui creciendo esas dudas se me aclararon - Te verías más Weasley si te tintases el pelo de naranja, ¿sabes? - le dije como si realmente lo creyese aun que no podía negar que era curioso ver a uno de su familia con el color de pelo diferente, tenía que ser un problema para ellos cuando tuviesen que ir a comprar por que, ¿como sabrían realmente quien es su hijo si su color es diferente?, esta es una de las muchas cuestiones que sin duda serían interesantes descubrir - Si necesitas ayuda Lorcan te puede ayudar, sabe un hechizo que te resolvería tu problema de identidad Weasley - intenté no reír pero era imposible, yo mismo había sido objeto de práctica para mi hermano y me había tocado llevar el pelo fucsia por una temporada, seguro que por capricho suyo pues no es que fuese un negado en los encantamientos que digamos y eso sin duda le trajo demasiadas risas, a él y también a James y Fred.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Dominique C. Weasley el 9th Febrero 2015, 10:34 am

Como era de esperarse la rubia ignora olímpicamente los comentarios de Lyssander, eran parecidos a los de James y Fred cuando hablaban con ella, a veces la chica Weasley llegaba a pensar que tenían un repertorio acumulado para sus víctimas. Revisa sus bolsas por pura manía, en general no pensaba que Lyssander la fuera a robar pero siempre revisaba sus cosas, era algo que había heredado de su madre y que la veía haciéndolo desde que tenía memoria y ambas iban a comprar en el callejón Diagon o en cualquier tienda. Dominique alza sus ojos, sus cabellos cubrían cierta parte de su rostro y tiene que mirar un poco hacia arriba ya que Lyssander era un tanto más alto que ella. —No, no me importa tu dinero, lo que me preocupa es que tu estómago te este pidiendo comida como lo hace siempre y hayas tomado una de mis gomas sin que me diera cuenta. Sabes que el dinero no es lo mío—. Y en parte era verdad, no le prestaba atención a la parte monetaria, ella no había crecido en una cuna de oro y era algo a lo que ya estaba acostumbrada.

La rubia acomoda sus cabellos resguardando todos sus tesoros en su brazo derecho donde las golosinas cabían a la perfección, escucha a Lyssander y rueda sus ojos. ¿En verdad él se estaba dirigiendo a ella para criticarla por su grupo de amistades? —No, hoy estoy sola—. Confiesa tornando su voz con un evidente fastidio de tener que recordarle al rubio algo que ya era obvio. La chica suelta una pequeña risa musical mientras niega y mantiene su mirada fija en el muchacho, niega como si él no se hubiera dado cuenta de un poderoso detalle. —Oh, vamos, Lyssander. Que no soy yo la que ando con tres chicos a mis espaldas, parecen chicas que van a tocador juntas, creo que son ustedes los que no logran separarse ni un minuto—. Y he allí el dilema de porque decían que los cuatro eran los Merodeadores del pasado, un grupo que fundaría Sirius Black y el abuelo de James y padre de su tío Harry. —Creo que es a mí la que me sorprende que no estés con tus amiguitos, seguro James va a tener una parálisis en el cerebro, el pobre creo que no piensa mucho cuando no está con ustedes—. Se encoge de hombros y sonríe como si fuera una niña pequeña y diera por finalizada una de sus bromas.

Sus palabras siguientes la sorprenden, se trata de la misma broma que James quiso hacerle hace unos días en las duchas. ¿Lyssander lo sabría?, en parte no lo ponía en duda, ellos se contaban todo como viejas cotilleras, pero por otro lado parecía absorto en su propia idea que se notaba distante, ¿sería él quien ideo todo el plan?, seguramente si era esa James solo tuvo la oportunidad perfecta para llevarlo a cabo. Dominique alza sus cejas en un arco perfecto y cruza sus brazos, ese gesto también era Weasley pero en ese momento se parecía más a Fleur que a cualquier persona. —No habrás sido tu el de la idea, ¿cierto?, supongo que ya lo sabes pero James lo intentó hace algunas semanas—. Desde luego no tuvo éxito con su plan y la chica pudo vivir felizmente con su impecable cabellera rubia platinada. —Y tengo que recordarte que no tengo problemas de identidad con mi familia y que estoy bastante feliz con no ser una pelirroja más del clan. Aunque ya tú sabías todo eso, me conoces desde hace tiempo, no te hagas el tonto.


No todos pueden predecir, muchos se jactan de hacerlo a la perfección pero la verdad es que nadie conoce los rumbos que tomará la vida. Un día estas aquí, otro estás allá, el tiempo puede correr a la normalidad, pero incluso en las mejores situaciones siempre va a haber un segundo, uno solo, donde la historia pueda tomar otro curso.



avatar
Dominique C. Weasley
#Slytherin
#Slytherin

Lechuzas :

142


Ingreso :

21/01/2015



Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Invitado el 9th Febrero 2015, 7:06 pm

Me había pillado no podía negarlo pero aun así había podido disuadirla de buena manera, me sentía algo mal por que en realidad no tenía ningún tipo de problema con ella pero había sido un acto involuntario, quizás uno no muy normal pero que de vez en cuando me sucedía. Realmente aquellos dulces no iban a ir en su totalidad a mi estómago, si no que algunas de ellas iban directas para los duendes que trabajaban en Hogwarts - Esta bien - bufé y dejé ver lo que guardaba en mi mano derecha que venía a ser unas cuantas golosinas su bolsa - Pero no son para mi si no para los duendes domésticos del castillo, así que como no te importa el dinero este será tu granito de arena en contribución a su felicidad - cerré el puño para guardarlas en el bolsillo de mi chaqueta, sabía que eso no le iba agradar pero por eso lo hacía, para chincharla pues no sería yo de no hacerlo.

No se equivocaba, recuerdo que desde el primer día en el que nos vimos se formó un vínculo de amistad muy fuerte que hasta el día de hoy seguíamos manteniendo, pero era normal, nuestros padres se conocían y alguna que otra vez coincidíamos todos y nos poníamos a jugar como unos maníacos para ver quien era el mago más fuerte de todos - Pero no es lo mismo, nosotros nos conocemos desde que eramos unos mocos así de pequeños - le hice el gesto con la mano mostrando una distancia mínima entre mis dedos - es normal que ahora seamos inseparables, no somos como los otros "grupos" de amigos que prefieren pasar el tiempo en solitario si no que estamos siempre unidos, somos el ejemplo de una buena amistad - lo dije totalmente orgulloso por ello, puede que lo haya dicho con segundas y no me arrepentía. Pero mi orgullo se fue cuando escuché el comentario sobre mi amigo - Eso creo que nos sucede a todos, salvo a Lorcan claro que es el cerebro del grupo - eso estaba claro, de todos sin duda era el más afortunado, no es que fuésemos unos chicos sin cerebros pero si teníamos que decir quien era el más listo sin dura era mi hermano y por ende, yo lideraba la lista por debajo.

Me quedé alucinado, no tenía conocimientos de aquello y de habérmelo contado antes James ahora no lo recordaba, me preguntaba que es lo que había salido mal, hubiese sido algo gracioso durante una temporada, la había imaginado tantas veces con el cabello naranja que era algo que tenía que ver antes de morir - Te juro que no he tenido nada que ver, ni siquiera me ha avisado para poder ayudarle, seguro que te hubiese sentado bastante bien el pelo naranja por mucho que te guste tu pelo rubio - levanté las cejas, cuando viese a James le echaría en cara que todo le había salido mal por no haber contado con mi ayuda, si para algo realmente bueno era para las bromas, había pillado demasiado práctica de pequeño con mi hermano y me conocía mil maneras de sorprender a la gente, por mucho que me costase iba ha acabar el propósito de ponerle el pelo naranja - Sabes que me gusta hacer el tonto, es una de mis cualidades - bromee soltando una pequeña carcajada - Pero no me gusta hacer fardar como comprenderás - seguí con el mismo juego colocando bien el cuello de mi chaqueta en una pose de "chulo".
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Dominique C. Weasley el 9th Febrero 2015, 7:48 pm

Dominique rueda los ojos y cruza los brazos, ese era un gesto más de ella que de cualquier otra persona, Scamander le recordaba en ese preciso instante a su prima Rose quien había heredado la labor de defensa de los elfos de su tía Hermione, siempre al tanto de que los derechos de estos fueran respetados, a Dominique no le extrañaba que la pelirroja incluso un día considerara pedirle a su abuela que le bordara a los elfos de las cocinas los abrigos que tanto eran símbolo de los Weasley en navidad y de los que Dominique tenía ya una colección con la D de su nombre o en su defecto la W de su apellido. No le molestaban los elfos, ella no era purista, pero tampoco le preocupaban, no tanto como para malgastar su preciado tiempo, se podía decir que tema le daba completamente igual y que mientras ninguno de esos pequeños se metiera en su rutina para alterarla ella se mantendría al margen como siempre hacía. —No importa, te los puedes quedar, seguro Rose estará orgullosa de mi cuando se entere—. Sin embargo el sarcasmo no le salió tan honesto y era porque no pretendía establecer otra disputa en contra de su familia. La rubia se encoge de hombros y le quita importancia al asunto con la mano. —En verdad no hay problema, siempre y cuando no me robes los créditos.

Las charlas de amor y amistad no eran lo de Dominique por lo que no fue extraño que sus gestos expresaran un evidente fastidio ante tantas aclaratorias que ella no necesitaba. Ya conocía de sobra el tema y el supuesto lazo fuerte que había entre su primo y los nuevos merodeadores, pero le molestaba tener que escucharlo una y otra vez. Ella tenía su propio círculo, uno que no sabía cómo ni cuándo se había formado, y posiblemente muchos no entenderían como de la noche a la mañana un Potter, una Nott, un Malfoy y una Weasley terminaran viviendo buenas aventuras o incluso como Dominique pudo crear amistad con Bourniqué o con Kray, el solo hecho de tener amigos, básicamente, pero a diferencia del rubio que ahora la acompañaba, Dominique no tenía interés en explicar demasiado como llevaba sus lazos afectos. Ahí estaban y que estuvieran siempre y no la traicionaran para ella valía más que abrazos y besos en el pasillo o ir hasta el baño con sus amigos. —Ya entiendo, ya entiendo, no tienes que explicarme mucho Lyssander, ya conozco su historia completa, desde que era pequeña he escuchado a mis padres, a mis tíos, a mis primos y a ustedes hablando de “la nueva generación de merodeadores”—. Hace las comillas con sus dedos aun manteniendo la bolsa en su mano libre.

Dominique suelta una pequeña sonrisa en sus labios, una que expresaba “¿Qué más da?”, algo en ella le decía que Lyssander no tenía que ver, pero gran parte de su cordura no buscaba defenderlo, los cuatro chicos eran de la misma calaña y le parecía imposible de creer que desconocieran sus planes. —No, gracias. Ya hay muchos pelirrojos en la familia, me sienta bien ser diferente, y si te sirve de consuelo por poco caigo pero no es mi culpa que James tiñera el shampoo se rojo en pleno contacto con el agua—. Comentó como si nada mientras negaba ante el gesto con la chaqueta y caminaba hacia la estantería. —Un algodón de azúcar, color azul, por favor—. Pidió mientras se mantenía lejos para no llenarse del dulce. Habla pero dando por entendido que el chico estaba cerca. —Igual no te consideré como participante de esa broma, seguro tu hermano no entró, es el más listo y quizás sí pudieron haberme engañado. Además, eres el más… “normal” de ese grupo. No creo que hubieras hecho todo tu, directamente, no como ese día cuando éramos niños—. Dominique habla como si nada tomando el inmenso algodón. Lyssander y ella fueron buenos amigos de niños, o por lo menos ella logró ver en él alguien diferente a sus fastidiosos primos pero él se encargó de romper todo siendo el protagonista de una de las bromas de James que logró enojarla un poco antes de que fuera mayor. Se valía en que hacía tiempo daba por hecho que él no era quien planeaba todos los ataques de Potter a su persona.


No todos pueden predecir, muchos se jactan de hacerlo a la perfección pero la verdad es que nadie conoce los rumbos que tomará la vida. Un día estas aquí, otro estás allá, el tiempo puede correr a la normalidad, pero incluso en las mejores situaciones siempre va a haber un segundo, uno solo, donde la historia pueda tomar otro curso.



avatar
Dominique C. Weasley
#Slytherin
#Slytherin

Lechuzas :

142


Ingreso :

21/01/2015



Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Invitado el 12th Febrero 2015, 7:04 am

Sonreí, de que su prima estaría orgullosa de eso no cabía duda, al igual que yo apreciábamos a las criaturas del castillo pero no nos limitábamos por su bienestar si no por las demás criaturas que convivían en el mundo, sin duda Rose era una de mis mayores rivales en las clases de CCM pero siempre con buen rollo pues no nos llevábamos mal en absoluto - En eso coincido contigo pero puede que Rose ni siquiera te reconozca - bromee, realmente tampoco creía que fuese a ocurrir eso pero no podía evitar pensar en eso cuando que yo supiese, no la había visto ayudar a un elfo pero claro, tampoco iba a decirle nada malo ni una regañina por que tampoco los molestaba, al menos si no lo hacían ellos antes pero eso era algo poco habitual. Pero se podría decir que después de la última guerra de magos en la que mi madre y tanto como la madre de Dominique y de muchos más habían participado el ambiente en Hogwarts se había calmado y el odio hacia las criaturas mágicas había disminuido, o al menos eso parecía - ¿Acaso tengo pinta de ladrón? - abrí los brazos para que me viese, me consideraba un rebelde pero llegar al punto de quitar el dinero a gente conocido me parecía algo imperdonable por lo que Dominique podía respirar tranquila.

Me quedé mirándola cuando metió entre comillas lo de que eramos la nueva generación de los Merodeadores - Lo haces sonar como si realmente no lo fuésemos y no es así - me reí, la gente no debía dudar de aquello pues teníamos en nuestras manos el mapa del Merodeador, bueno, realmente quien lo tenía era su primo James pero tanto mi hermano Lorcan, Fred y yo teníamos derecho a dar una ojeada siempre que lo necesitásemos. Hacía tiempo que estaba en nuestro poder gracias a James y aun que en un principio nos tomásemos todo eso un poco en broma con el tiempo habíamos acabado confirmando que realmente nosotros éramos la nueva generación y eso nadie podía cambiarlo, no al menos mientras estuviese en nuestras manos el mapa claro, por que sin él no tendría mucha lógica que nos llamásemos de esa manera.

La seguí hasta la estantería y apoye mi brazo para estar más cómodo - Pues yo quiero una verde - ya que ella había pedido una azul, que era el color de Ravenclaw yo haría lo mismo pero con el suyo, no tenia ningún problema en ello pues tan solo eran colores y lo que realmente importaba era el sabor - Verde Slytherin, para comérselos - bromee y pegué un bocado al dulce, cada vez que salía de Honeydukes me daba la sensación de que podía morir tranquilo. Me contó el por que había fallado el tinte y me golpee con suavidad la frente, eso le ocurría por no contar con mi ayuda o con la de mi hermano - Dios mio, si se hubiese dignado a llamarme lo hubiese conseguido, no lo tomes a mal pero me gustaría verte pelirroja, no tengo nada en contra de que seas diferente pero... ¿acaso no crees que te quedaría mejor que el rubio? - esta vez no bromeaba si no que realmente lo decía en serio. Abrí la boca en una "o" y me quedé mirándola algo ¿molesto?, no sabía bien como explicarlo - ¿A que te refieres con que soy el más "normal"?, por que creo que eres la única que lo piensa - ahora si bromeo y me atrevo a darle un pequeño toquecito en el hombro, seguro que no le agradaba mi acción pero no era algo que me importase mucho la verdad - Oye, creo que eso ya es agua pasada, me pasé un poco si, ¿pero tan Sly eres que no sabes perdonar? - me gustaba calificar a los Slytherins como gente sin corazón, y no es que fuese muy mal encaminado pues la mayoría, al menos desde mi punto de vista no eran más que personas prepotentes y manipuladoras a más no poder, claro que, de vez en cuando me llevaba una sorpresa con algún Sly.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Dominique C. Weasley el 12th Febrero 2015, 10:38 am

Su aficción por los dulces no tenía límites, Dominique a veces lo achacaba a su familia, y realmente tenía la razón al hacerlo ya que, desde pequeña, los Weasley le enseñaron el valor de las golosinas y como estas servían para animar al cuerpo y al alma, el único consejo que actualmente seguía tomando. Su madre se había acostumbrado a todo aquello porque no tenía más opción, llevaba una vida entera conviviendo con los pelirrojos, desafortunadamente no podía decir lo mismo de su lado materno, Delacour, siempre fríos, siempre sobrios, nunca se podrían comparar con el clan numeroso que era la familia de su padre. En el fondo la rubia agradecía su delgada complexión ya que por más dulces que comiera nunca engordaba, y vaya que debería estarlo, lo supo al momento que abrió el baúl a los pies de su cama y no encontró sus preciadas golosinas, su orgullo era muy grande para pedírselas al Fred o decirle que le mandara el recado a su madre, pensó en Roxanne pero ambos hermanos eran de la misma calaña y seguramente lo mínimo que haría sería reírse en su cara, ni modo, Dominique tendría que hacer las cosas por merito propio y fue así como dio a parar a Honeydukes. El algodón de azúcar no era especialmente su favorito pero solía comerse por lo menos uno o dos al mes, dependiendo de cuan bueno estuviera su humor y cuantas visitas diera al pueblo, solía pedirlo de colores; rosa, rojo, azul, morado, verde… sin embargo el sabor era el mismo, a veces Dom no podía terminar, acababa empalagada a la mitad y tenía que dárselo a Albus o a Heeni, sabía que Scorpius no era como ella así que ni siquiera lo consideraba. Cuando Lyssander se pone a su lado y pide uno ella frunce el ceño ante su comentario. —No sabía que ahora tenías gustos por el verde serpiente—. Comenta tomando con sus dedos un pedazo de algodón y metiéndolo en su boca, enseguida este se disuelve y deja su agradable sabor en el paladar de la rubia, se mantiene al lado del Ravenclaw esperando a que el también obtuviera su pedido.

Dominique se detiene del trozo de algodón que iba a meter en su boca cuando escucha la insinuación de Lyssander. ¿Ella pelirroja?, no, bajo ninguna circunstancia, no se trataba solo de ser diferente, le gustaba su color de cabello, era brillante, suave, se había criado con tantas cabezas de zanahoria que ya era algo que le parecía sumamente normal. Arquea una de sus cejas y luego niega frunciendo el ceño, haciendo que pequeñas arrugas aparezcan en su frente. —No, realmente no me gustaría, me siento bien como estoy, pero seguramente pueda intentar algo parecido para Halloween, uno nunca sabe—. Termina por comer el pedazo de algodón antes de que sus dedos se empalaguen más mientras se encoge de hombros. —En la familia de mi madre todos son rubios, creo que su genética pudo más, Victoire y Louis también lo son.

Lyssander golpea levemente su hombro y ella no hace nada al respecto, no se molesta y parece concentrada en quitar un pedazo de azúcar teñida de azul del palito del algodón. —Si, quizás lo piense ahora aunque probablemente antes lo consideraba de verdad, pero creo que eso no tiene importancia—. Cuando finalmente la chica pudo quitar el pequeño pedazo dulce alzó sus ojos al muchacho y negó repetidas veces mientras humedecía sus labios, tenía exceso de azúcar en su paladar y probablemente necesitara beber algo de agua antes de irse. —No, no me malinterpretes, ya te he dicho que te perdone, pero una cosa es perdonar y otra es olvidar. Recuerdo muchas cosas de mi niñez, no solo contigo, con mis primos, con mis amigos… ya te perdone, solo recuerdo cosas eso es todo—. Dominique toma un copo de algodón grande, uno que tiene que morder varias veces para poder acabarlo. —Creo que te quedaste en los tiempos de nuestros padres, Lyssander, ser Slytherin no es ser malo y prepotente, como ser Ravenclaw va mas allá de la inteligencia—. Ella habla con tranquilidad, como si no le perturbara nada de lo que dice, finalmente empieza a morder el dulce azul esperando que no se le caiga de la mano.


No todos pueden predecir, muchos se jactan de hacerlo a la perfección pero la verdad es que nadie conoce los rumbos que tomará la vida. Un día estas aquí, otro estás allá, el tiempo puede correr a la normalidad, pero incluso en las mejores situaciones siempre va a haber un segundo, uno solo, donde la historia pueda tomar otro curso.



avatar
Dominique C. Weasley
#Slytherin
#Slytherin

Lechuzas :

142


Ingreso :

21/01/2015



Volver arriba Ir abajo

Re: Encuentro inoportuno [Dominique C. Weasley]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.